angel-imagen-animada-0404
angel-imagen-animada-0404

” Te lo cuento al oído “

78 Visitas

He conocido muchas personas que me cuentan lo difícil que les resulta en ocasiones, más de las deseadas, trasladar lo que piensan ya sea en público o en privado.

Al ser extremadamente complicado el poder comunicar abiertamente lo que quieren exponer, recurren a frases a medias, gestos, bromas, movimientos y/o acciones que de alguna forma a modo de pista, creen que les ayuda a trasladar lo que con palabras no pueden. Eso si consiguen sortear el peor de los escenarios el cual les lleva únicamente a agarrarse al caos del más absoluto de los silencios desapareciendo sin mirar atrás.

Esto suele desembocar en grandes confusiones ya que las interpretaciones son tan variopintas como interlocutores haya y salvo que conozcas bastante bien a la persona, el error en acertar sobre lo que crees haber entendido es elevado; casi nunca produce el efecto deseado o si se acerca, lo hace con mucho desacierto.

Escojan lo que escojan, al final suele ocurrirles que sienten como si se estrangulara una parte de ellos y sufren. Sufren y se resienten, pues conforme el tiempo va pasando, esta oportunidad perdida de hacerse ver les aplasta bajo esas palabras que ahogadas, siguen deseando salir a la luz porque realmente el que nunca hayan sido expresadas no significa que hayan desaparecido y marca tanto la palabra dicha como la que se ha ocultado.

Y si ello se conjuga con sentimientos que encarcelados viven dentro de ellos, la angustia aumenta y sienten que han perdido el rumbo y trastocado su destino al haber sido incapaces de pronunciar aquello que a buen seguro y mayoritariamente, hubiera marcado la senda del nuevo capítulo de su vida.

Quizá es el miedo a ser rechazado, a ser discutido, no entendido, a no cubrir deseos, no cumplir con expectativas marcadas, a no ser aprobado, a provocar el no recibir lo que merecen … inseguridad … Muchos motivos para callar y otros tantos para dejar de hacerlo.

Todos llevamos a cuestas nuestra buena dosis de inseguridad que aparece cuando menos te lo esperas para desestabilizarte al tiempo que vierte magia, porque te entrega el poder reconocerte como Ser vulnerable, posicionarte en este punto y avanzar. Es una gran plataforma para el autoconocimiento.

ToDos, ToDos tenemos Miedo

A ToDos nos falta Valor

ToDos nos Escondemos

ToDos nos sentimos Débiles

y ToDos, ToDos, podemos enfrentarnos a ello

****** ****** **

Se puede empezar

por susurrar

al oído…

****** ****** **

signature

Boletín "En Exclusiva"

Me gustaría conocer tu opinión, muchas gracias

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No Comments Yet.

Viaja conmigo "En Exclusiva"